Consejos para cuidar las plantas en invierno

Como prevenir los daños de las heladas
 La llegada de los meses fríos -y la consecuente caída del termómetro a menos de cero grados- es sumamente perjudicial para el jardín: aparecen las heladas y con ellas, los inevitables daños a nuestras plantas.
Aunque todo vegetal se protege ante las temperaturas adversas -por medio de la concentración de sus jugos celulares y de la reducción de sus actividades vitales- a veces la protección natural no es suficiente, y resulta necesario que actuemos rápida y eficazmente para evitar consecuencias fatales.
Helada
Para evitar que esto suceda, el primer consejo -esencial- es elegir bien las plantas del jardín. A menos que las cultivemos en invernadero o en un terrario, si vivimos en lugares fríos debemos inclinarnos únicamente por las especies más resistentes a las heladas.
Una buena manera de prevenir los daños de las heladas es a través del riego. ¿Sabías que la buena hidratación de las plantas en el otoño es fundamental para que puedan concentrar sus jugos y tener mayor protección natural? Sin embargo, hay que evitar hacerlo cuando las temperaturas estén muy bajas o haya pronóstico de heladas, porque el agua se congelará y perjudicará a las plantas.
Protegiendo las plantas con el acolchado (mulching): si antes que comiencen las heladas cubrimos el suelo del jardín con una capa de entre 5 y 10 centímetros de materiales como gravilla, corteza de madera o marmolina, evitaremos pérdida de temperatura y humedad en nuestras plantas, fundamental para resguardarlas de los daños estructurales que derivan de este fenómeno climático característico del invierno.

No hay comentarios :

Publicar un comentario

 

Descarga App desde Google Play

Cuidado de Plantas's Fan Box

Trucos para cuidar tu bonsai

Blogroll

Recibe noticias via e-mail

Most Reading

Páginas vistas en total

Se ha producido un error en este gadget.