Características del Muérdago


Hojas: Son de color verde y viven un año y medio, tres veces más que las de los demás árboles.
Flores: Son unisexuales y de color amarillento. Nacen agrupadas en racimos de 3 a 5 unidades.
Estilo:
Altura: Puede llegar a medir hasta un metro.

Cuidado:

Riego: Hay que regar la planta de la que él se alimenta.
Luz: Depende de las necesidades de la planta sobre la que crece.
Sustrato: El tipo de terreno depende de la planta huésped.
Multiplicación: Es muy difícil multiplicarla. Para hacerlo hay que depositar las semillas sobre la planta huésped.
Floración: Florece a finales de invierno o a principios de primavera.
Raíz: No tiene raíces, enraiza sobre el tejido vivo de otras especies, generalmente encinas, olivos, pinos, manzanos y robles. Se alimenta de la savia de éstos, por eso se le atribuye un carácter parasitario.

Otros datos de interés:

Recolección y mantenimiento: El muérdago tiene bayas, pequeños frutos de color verde que después se vuelven blancos. Éstos contienen una sustancia gelatinosa que se adhiere a los troncos para germinar y echar raíces.

Las bayas se pueden recoger en otoño cuado estén maduras, y las ramas también durante el invierno. Hay que secarlas al sol y conservarlas en un lugar seco metidas en bolsas de tela.
Posible usos culinarios, salud, cosméticos: Al muérdago se le atribuyen propiedades medicinales:
- es muy eficaz contra la epilepsia, vértigos y convulsiones, por sus propiedades antiespasmódicas y tranquilizantes.
- también es muy efectivo para aliviar el lumbago y la ciática.
- por sus cualidades homeostáticas detiene las hemorragias si se pone sobre la zona afectada.
Como muchas plantas, puede ser tóxico en grandes cantidades, por lo que hay que tener cuidado con su consumo. El uso debe ser externo, aplicándose con compresas.


Curiosidades:

Las ramas del muérdago son muy habituales, sobre todo en países anglosajones, como adorno navideño en puertas y ventanas, porque se considera símbolo de la buena suerte.
Durante el siglo XX, en Inglaterra y Francia, los mendigos pedían dinero durante las Pascuas con ramas de muérdago, por eso la planta adquirió esa connotación navideña.
Dice la tradición que la mujer que reciba un beso bajo el muérdago en Nochebuena encontrará el amor que busca o conservará el que ya tiene. Además, si una pareja quiere conservar su amor, debe besarse al pasar por debajo de un muérdago para que les proteja la buena suerte y les obsequie con el don de la fertilidad.

No hay comentarios :

Publicar un comentario

 

Descarga App desde Google Play

Cuidado de Plantas's Fan Box

Trucos para cuidar tu bonsai

Blogroll

Recibe noticias via e-mail

Most Reading

Páginas vistas en total

Se ha producido un error en este gadget.