Consejos básicos para le cuidado de los claveles


Riego: el clavel necesita de un riego diario en la época de primavera y verano. Lo haremos con poca cantidad de agua ya que con exceso se puede llegar a pudrir la planta.

Luz: los claveles necesitan mucha luz solar para que sus flores tengan el mejor aspecto posible. Así que podremos poner nuestros claveles a pleno sol sin problemas.

Suelo y abono: la tierra para los claveles tiene que ser porosa y rica, con un buen drenaje. El clavel es una planta que necesita mucho aporte de nutrientes.

A finales de primavera y durante el verano, podemos aplicar abono líquido en el riego, siempre siguiendo las proporciones del fabricante. Durante el resto del año no es tan necesario este abono.

Reproducción: la multiplicación del clavel se realiza mediante esquejes en la primavera. De un "clavel madre" cortamos tallos que tengan nudos, brotes de flor y hojas y los plantamos en una maceta.

Esta maceta la pondremos donde le de bien la luz y la regaremos diariamente para que siempre este el sustrato húmedo. En unas 3 semanas ya tendremos enraizadas nuestras pequeñas plantas de claveles, que ya podremos transplantar a su ubicaciónfinal.

No hay comentarios :

Publicar un comentario

 

Descarga App desde Google Play

Cuidado de Plantas's Fan Box

Trucos para cuidar tu bonsai

Blogroll

Recibe noticias via e-mail

Most Reading

Páginas vistas en total

Se ha producido un error en este gadget.