Una Hamaca en el jardín


¿Habéis visto cómo ha cambiado de repente el tiempo? De un día para otro estamos disfrutando de unas temperaturas casi veraniegas, que a mediados de mayo, qué queréis que os diga, ya se agradecen. Con este calorcito, una de las cosas que más apetecen es tomar el sol en el jardín o la terraza, si tenemos la suerte de tener una de estas cosas. Pero, para ello, necesitamos algún lugar para tumbarnos, una tumbona o hamaca. No hace falta gastarnos mucho dinero en una de ellas, podemos hacerlo nosotros mismos, ¡veréis que sencillo!   
                                 


Vamos a hacer una hamaca que se compone de tres piezas: una para los pies, otra para el asiento y una última para el respaldo. Todas se harán de la misma forma, juntando dos tubillones mediante listones. Por tanto, lo primero que tenemos que hacer es cortar los tubillones, podemos hacerlo con una sierra de costilla, que nos ayudará a que el corte sea recto. Después, cortaremos también los listones con la misma sierra y lijaremos los cantos para redondearlos.

El siguiente paso es atornillar los listones en los tubillones. Necesitaremos un taladro con una broca avellanadora. Cuando tengamos atornilladas las tres piezas, tenemos que pasar por ellas una cuerda de escalada bastante resistente, que nos permitirá colgar la hamaca donde queramos. Necesitamos una broca un poco más grande que el grosor de la cuerda para hacer los agujeros, que haremos en el borde de los tubillones.

Si al cortar la cuerda, vemos que se han deshilachado los extremos, podemos calentarlos un poco y lijarlos. Así, además de mejorar su estética, conseguiremos que entren mejor por los agujeros y permanezca más tiempo la cuerda intacta.  
                                       
Por último, ya sólo nos queda unir las tres piezas de nuestra hamaca. Para ello, tenemos que hacer otro agujero en el tubillón, al lado del anterior, por el que pasaremos una cuerda resistente un poco más fina que la cuerda de escalada. Esta cuerda va a tener la misma función que si fuera una bisagra, no os preocupéis que la hamaca estará bien sujeta.

Sencillo, ¿verdad?    Con muy pocas herramientas y casi nada de tiempo, podemos conseguir una bonita hamaca para nuestro jardín, donde podremos pasar ratos de descanso leyendo, tomando el sol... Si no os gusta el respaldo de madera, podéis probar a hacerlo con alguna tela, ambos son igual de cómodos.

1 comentario

 

Descarga App desde Google Play

Cuidado de Plantas's Fan Box

Trucos para cuidar tu bonsai

Blogroll

Recibe noticias via e-mail

Most Reading

Páginas vistas en total

Se ha producido un error en este gadget.